para qué experiencia de empleado

Para qué implementar una estrategia de Experiencia de Empleado

para qué experiencia de empleado

Cocreando Juntos en la Comunidad AEC Experiencia de Cliente

El viernes 26 de abril la Comunidad AEC Experiencia de Cliente se dio cita para realizar una de sus actividades mensuales: Cocreando Juntos. En esta ocasión, los asistentes tenían un gran desafío por delante: entender la importancia y la necesidad de implementar una estrategia de Experiencia de Empleado en las organizaciones.

Para hacerlo posible contamos con la coordinación de Gemma González, Consultora de Quid Qualitas y Socia Directora de Konnectare Values; y Alicia García, Business Transformation & Customer Experience Director de Arval – BNP Paribas Group.

Las coordinadoras fueron planteando varias cuestiones a lo largo de la sesión, comenzando por el concepto más amplio de experiencia y enfocándonos cada vez más hasta llegar a conocer realmente a nuestros empleados:

  1. ¿Qué es una buena Experiencia?
  2. ¿Qué es Experiencia de Empleado?
  3. ¿Para que un programa de Experiencia de Empleado?
  4. ¿Qué es diferente ahora?
  5. ¿Qué vive y siente nuestro empleado? ¿Cómo queremos ser ante nuestros empleados?

A continuación puedes ver la infografía extraída de la sesión:

Para qué una estrategia de experiencia de empleado

¿Qué es tener una buena Experiencia?

Para poder entender mejor cómo viven la empresa nuestros empleados primero debíamos preguntarnos por el concepto de experiencia en general. Para ello, cada asistente dibujó y posteriormente explicó lo que significa para él tener una buena experiencia.

Entre las respuestas se detectaron conceptos de gran relevancia: “una experiencia es un momento especial, algo que te hace sentir, que no te defrauda y que tienes ganas de contar”. Además, se señalaron varios ejemplos: saltar en paracaídas, viajar, tener un hijo…

¿Qué es Experiencia de Empleado?

Una vez que los participantes se metieron en situación y habían definido el concepto de “Buena Experiencia”, comenzaron a trabajar sobre el término clave de la sesión: La Experiencia de Empleado. Los asistentes a la actividad trabajaron por equipos y dieron muchas respuestas de lo más enriquecedoras, destacando el concepto “vivencias”. Pero no solo se extrajeron una serie de definiciones, también se destacaron algunos aspectos clave como la necesidad de que la empresa esté en modo escucha y observación para crear Experiencia de Empleado, que debe existir una coherencia entre las experiencias que se creen, y por supuesto se señaló la importancia de la comunicación.

¿Para qué un programa de Experiencia de Empleado?

Ya habíamos definido la Experiencia de Empleado, pero ¿por qué es importante para la empresa implementar un programa? Tras trabajar por equipos en determinar la importancia, se pusieron en común muchos motivos que las organizaciones deben considerar:

  • Promover la compañía
  • Atraer, retener y hacer brotar el talento
  • Lograr la satisfacción del empleado
  • Mejorar resultados
  • Reducir costes
  • Motivar
  • Sacarle partido a la diversidad

Además surgieron varias cuestiones de gran importancia:

  • La dificultad a la que se enfrentan las pequeñas empresas en comparación con las grandes.
  • Aquellas organizaciones que han mejorado la Experiencia de Empleado, han mejorado también su Experiencia de Cliente.

¿Qué es diferente ahora?

Sin duda la Experiencia de Empleado de la que hablamos actualmente es muy distinta de la que se hablaba unos años atrás. Las empresas deben ser conscientes de ello y adaptarse a los nuevos tiempos. Pero ¿qué es lo que ha cambiado? Los asistentes a la sesión Cocreando Juntos detectaron, entre otros, los siguientes aspectos:

  • El entorno: Los hechos, el empleado y el mercado laboral es distinto.
  • El empoderamiento del empleado: actualmente el empleado dispone de más poder.
  • El contexto social y económico.
  • La organización del trabajo: ahora por procesos y por proyectos.
  • La tecnología y digitalización.
  • La diversidad: sobre todo la generacional.
  • La conciliación.
  • Los valores.
  • El modelo de relación: las empresas tienen que ser proactivas.

Como conclusión se extrajo que la vida en general es lo que ha cambiado, esto hace necesario escuchar a los empleados y que las empresas muestren proactividad.

¿Qué vive o siente nuestro empleado? ¿Cómo queremos ser ante nuestros empleados?

Por último, solo quedaba conocer a los empleados y determinar cómo queremos ser ante ellos. Para hacerlo los participantes se dividieron en 3 grupos: millennials, empleados con experiencia y empleadores. De cada uno de los grupos se analizó:

  • Qué sienten
  • Qué quieren ver
  • Que dicen / hacen
  • Qué quieren oír

Esta actividad permitió a los asistentes comprender mejor la Experiencia de Empleado, así como la adaptación que tienen que hacer las empresas para sacarle partido.

Anteriormente ya detectamos las barreras en Employee Experience, y en esta jornada se detectaron una serie de nuevos retos:

  • Las expectativas de los empleados son diferentes.
  • Cómo cambia el paradigma de trabajador en una empresa grande y una pequeña.
  • El impacto de las RRSS: Ahora se sabe todo de la empresa.
  • Ahora comparar y buscar trabajo es mucho más fácil.

¡No te pierdas el vídeo de la sesión!

¿Siguiente paso? Poner en marcha un programa de Experiencia de Empleado para superar los retos planteados.

¿Te gustaría participar en las próximas actividades? ¡Descubre la Comunidad AEC Experiencia de Cliente!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *