No es Business, es una Relación

«La venta es la consecuencia de una relación» decía un conocido «gurú» de Customer Experience cuando, asaltado en un debate con un CEO, respondía a la pregunta de qué es más importante, «la relación o la venta». No es cuestión de urgencias, es cuestión de prioridades. Los objetivos a corto plazo, el poder del «número», la falta de visión estratégica o, simplemente, altos ejecutivos fuera del nuevo paradigma suelen poner en duda el valor estratégico de la Experiencia de Cliente para la competitividad y sostenibilidad de las empresas.

Este artículo de Cmswire lleva, como poco, a la reflexión sobre el sentido de las empresas y el valor de la relación. Es, salvando las distancias, entender la empresa como un matrimonio por conveniencia o por amor. Como señala Lynn Hunsaker, autora del artículo «Rethinking Customer Engagement: Put yor relationship first«, «en un relación romántica, sabemos que debemos empezar con un beso antes que nada. Después de seis meses, sabemos que a nuestra pareja le gustan las películas de terror y odia el zumo de pomelo… Lo mismo ocurre con el marketing. Una vez que nos sincronizamos con nuestros clientes y sus preferencias, cosas maravillosas sucederán en la relación».

Os invitamos a leer este artículo y a conocer cuáles son las cualidades que hacen de nuestras relaciones un éxito.

Entrada firmada por Vicente G. Moreno

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *